Sur Astronómico

Martes 28 de septiembre de 2021 12:33 UT - Día Juliano 2459486

Interferometría en la nova RS Ophiuchi

Enzo De Bernardini
Viernes 1 de febrero de 2008
Noticias
Interferometría en la nova RS Ophiuchi

Gracias al nuevo instrumento utilizado en el telescopio W. M. Keck en Mauna Kea (Hawaii), los investigadores han reconsiderado ciertas ideas establecidas hace mucho tiempo sobre las novas, un tipo de poderosa explosión estelar.

El sofisticado sistema denominado Interferómetro Keck (Keck Interferometer) combina el poder de observación de los dos telescopios Keck de 10 metros de diámetro en un mega-telescopio individual. Utilizando el interferómetro en "anulación" obtuvieron información sobre una nove cercana, RS Ophiuchi.

El modo de anulación del interferómetro elimina la luz cegadora de la estrella de modo tal que los investigadores pueden estudiar el medio ambiente circundante. Este instrumento ayuda a observar fuentes muy débiles cerca de fuentes luminosas y produce imágenes con 10 veces el poder resolutivo de un solo telescopio Keck trabajando por si solo, alcanzando los 10 milisegundos de arco.

El modo de anulación fue desarrollado para encontrar polvo en las regiones alrededor de estrellas cercanas, donde los planetas podrían estar formándose, pero el brillo de la estrella supone un gran reto para observarlo.

El sistema de la nova denominada RS Ophiuchi se compone de una estrella enana blanca y una estrella gigante roja. La gigante roja transfiere gradualmente gas de sus capas externas a la enana blanca, haciendo que la masa de esta vaya creciendo gradualmente. Al acumularse materia en la superficie de la estrella la temperatura va en aumento hasta alcanzar un punto crítico, donde se enciende en forma de explosión termonuclear que causa el gran abrillantamiento observado en el sistema. RS Ophiuchi llegó a este punto en los años 1898, 1933, 1958, 1967, 1985 y 2006.

Luego de tres días y medio desde el momento en que fue detectada la explosión, los astrónomos la observaron con el interferómetro Keck en modo de anulación. Al cancelar la luz de la nova lograron ver el material circundante, mucho más débil, y la zona de la explosión, mucho más brillante.

La versatilidad del instrumento hizo posible un interesante descubrimiento: el anulador no mostró polvo en la zona brillante, presumiblemente porque la nova pudo evaporar estas partículas. Pero lejos de la enana blanca, a distancias desde 20 unidades astronómicas, el anulador registró la firma espectral del polvo de silicatos. La onda de choque de la explosión aún no había alcanzado esta zona, y el polvo era anterior a la fecha de la explosión.

Los investigadores piensan que este polvo es creado cuando la enana blanca atraviesa el viento de la gigante roja, creando un patrón en espiral (como los brazos de una galaxia) Dentro de estos brazos la temperatura es más baja y la densidad más alta, lo suficiente como para permitir que los átomos se unan formando partículas de polvo. La explosión de la nova destruyó estos patrones, pero se volverán a formar luego de algunos años, donde el Telescopio Espacial Spitzer podrá observarlos.

Un paper sobre los descubrimientos realizados será publicado en el Astrophysical Journal.


Creditos: Enzo De Bernardini / Sur Astronómico

 
1 + 2 = ingrese el valor del cálculo.
 
La dirección de email no será publicada y no es requerida.
ENVIAR

Sea el primero en dejar su comentario.